Noticias

Aumentan hospitalizaciones por virus sincitial respiratorio

03/05/2023

486 Visitas
  • Este virus es la causa más común de bronquiolitis y neumonía viral en niños menores de 1 año.
  • Se insiste en la vacunación contra influenza y COVID-19 en la franja etaria correspondiente.
  • Niños con síntomas respiratorios deben acudir inmediatamente a la consulta médica. Evitar la automedicación.

 

El Programa de Vigilancias Especiales y Centinela de la Dirección General de Vigilancia de la Salud reporta aumento sostenido de virus sincitial respiratorio en las hospitalizaciones por Infección respiratoria aguda grave (IRAG) en las últimas tres semanas, pasando de 19% a 24% de positividad para la semana epidemiológica (SE) 15. El mayor porcentaje de internaciones por este virus se verifica en la franja pediátrica.

El virus sincitial es un agente infeccioso que puede causar infección respiratoria aguda, caracterizada por la dificultad respiratoria. Puede causar infecciones graves, como bronquiolitis (inflamación de las vías respiratorias pequeñas del pulmón) y neumonía viral (infección en los pulmones). Este virus afecta principalmente a niños menores de 1 año.

Hasta la semana epidemiológica (SE) 15 se han identificado 81 casos positivos de virus sincitial respiratorio en hospitalizados por IRAG, de los cuales, 5 ingresaron a terapia intensiva y 1 falleció.

El predominio de hospitalizaciones asociadas a virus sincitial respiratorio (84%) es en niños menores de 5 años: 49% tiene menos de 1 año de edad y 35% se ubica en la franja etaria de 1 a 4 años.

Síntomas

El virus sincitial respiratorio causa mayormente cuadros de bronquiolitis que inicialmente se presenta como un resfriado. El niño puede manifestar fiebre, tos, secreción nasal, chillido de pecho (sibilancias), apetito reducido e incluso, dificultad para respirar.

Consulta oportuna, clave para evitar complicaciones

Se insta a los padres y cuidadores que están con síntomas respiratorios que tomen los recaudos para evitar el contagio a los niños: uso de mascarilla, lavado de manos y etiqueta de la tos (al toser o estornudar cubrirse boca y nariz con la flexura o ángulo interno del codo, nunca con la mano).

Recuerde no colocar mascarilla a niños menores de 2 años.

Atención. Si el cuadro no es tratado oportunamente, el niño puede presentar dificultad respiratoria grave, con requerimiento de internación o asistencia en terapia intensiva, sobreinfección bacteriana y, en algunos casos, presentar hiperreactividad bronquial posterior al cuadro infeccioso.

Medidas preventivas

El virus sincitial respiratorio se transmite mediante secreciones (moco o saliva) de la persona infectada, por lo que es indispensable intensificar los cuidados:

  • Lavarse las manos con agua y jabón con frecuencia, especialmente antes de tocar al bebé.
  • Evitar que personas con fiebre o que presentan algún signo o síntoma de resfriado o tos estén en contacto cercano con su niño/a.
  • Evitar enviar a su bebé a la guardería, si se encuentra con un cuadro respiratorio o algún otro signo de enfermedad.
  • El uso de mascarilla del cuidador es esencial para impedir contagio por secreciones.
  • Mantener la lactancia materna exclusiva en menores de 6 meses, puesto que tiene efecto protector contra enfermedades.
  • No compartir cubiertos ni vasos.
  • Higienizar con frecuencia juguetes, chupetes y superficies que entren en contacto con el bebé y sus alimentos.
Compartir en: