Programa Nacional de Control de Tubercuosis

Noticias

En el mundo, muertes por tuberculosis incrementan y desplazan a las registradas por COVID-19

13/09/2022

215 Visitas

Indicó el titular de Vigilancia de la Salud, durante la Cumbre de Tuberculosis de las Américas realizada en el Congreso; contó con la participación de miembros del Frente Parlamentario de Lucha contra la TB y parlamentarios del exterior, de Argentina, Uruguay, Chile, Republica Dominicana, México, Bolivia, Panamá, Guatemala, El Salvador, Honduras, Perú y Colombia.

Paraguay fue anfitrión de la Cumbre de Tuberculosis de las Américas 2022, actividad que contó esta mañana con la presencia de Presidente de la República, Mario Abdo Benítez; el Ministro de Salud Pública, Julio Borba, entre otras autoridades. Durante el encuentro, participaron parlamentarios y organizaciones de la sociedad civil de 14 países de Latinoamérica y el Caribe, además de socios cooperantes y expertos de OPS, quienes debatieron los retos en la lucha contra la Tuberculosis.

“Hoy es un día histórico para la Salud Pública”, declaró el Dr. Guillermo Sequera, titular de la Dirección General de Vigilancia de la Salud. Mencionó que el COVID-19 está dejando de ser un problema y la tuberculosis vuelve a retomar el primer puesto. Refirió que, desde hace meses, las muertes por tuberculosis a nivel mundial se encuentran por encima de las muertes por COVID-19.

De acuerdo a lo señalado por el epidemiólogo, en los últimos 200 años, la tuberculosis se ha convertido en la enfermedad infecciosa que más muertes produjo a la humanidad, alrededor de mil millones en el mundo; en segundo lugar, se sitúa la viruela humana; le sigue el VIH y finalmente el COVID-19 con más de 6 millones de pérdidas humanas.

“No hay vacunas nuevas ni tratamientos nuevos, tampoco inversiones para hacer frente a esta problemática global”. Sequera reconoció que, a pesar de esto, a lo largo de estos años se observa un avance en el diagnóstico de la enfermedad. Refirió que la respuesta a la tuberculosis se da en todos los niveles de atención. El país cuenta con un sistema de diagnóstico de alta tecnología al alcance de la ciudadanía de forma gratuita, se trata de equipos de biología molecular “GeneXpert”; así también se dispone de radiografías digitales para el diagnóstico por imágenes, instaladas a lo largo del territorio nacional. Tanto el diagnóstico como el tratamiento de la tuberculosis se brinda desde las Unidades de Salud de la Familia (USF). Los casos se encuentran referenciados y se les brinda, tratamiento y seguimiento.

En Paraguay se registran al año, 3.000 casos de tuberculosis, de estos, alrededor del 10% fallece. El 18% de los casos se identifica en la población indígena, el 20% en la población privada de libertad. Hoy un 20% de los casos ocurren en prisión, y otro 20%, que luego de recibir su libertad, contagian a la comunidad, esto lo vemos a nivel molecular, por el linaje de la infección. “No pretendamos que las cosas cambien si seguimos haciendo lo mismo”, dijo haciendo alusión a una cita del físico alemán, Albert Einstein.

Finalmente, Guillermo Sequera agradeció al Gobierno, al Frente Parlamentario de Lucha contra la Tuberculosis, al Programa Nacional de Control de la Tuberculosis y a otros referentes de la Cartera Sanitaria, por el apoyo proporcionado a la Ley de la Tuberculosis promulgada en el 2021 y que apunta a ser reglamentada en breve.

Con la ley se busca abordar la problemática de la tuberculosis entre todos los sectores, con los Ministerios de, Justicia, Educación, de Desarrollo Social, el Ministerio del Trabajo y Hacienda.

 

Paraguay, uno de los cuatro países de la región con ley de tuberculosis

Hasta el momento, Perú, Panamá, México y Paraguay son los países en las Américas que cuenta con una Ley de tuberculosis. En tanto, los demás países se encuentran en vía de elaboración de una ley.

En Paraguay, la Ley Nº 6781/2021 “Que establece derechos y obligaciones en la prevención, atención integral de la salud y protección social de las personas afectadas por la tuberculosis”, fue promulgada en agosto de 2021 y actualmente se encuentra en proceso de reglamentación.

Cabe resaltar que, desde el año 2016, parlamentarios de cada país se vienen adhiriendo a la lucha contra la tuberculosis, con el fin de mejorar el presupuesto de los países para hacer frente a esta problemática sanitaria.

En nuestro caso, el apoyo del Frente Parlamentario de Tuberculosis del país fue un apoyo político importante para la elaboración de la Ley”, expresó la Dra. Sarita Aguirre, titular del Programa Nacional de Control de la Tuberculosis.

Por su parte, el Diputado Pastor Vera Bejarano, del Frente Parlamentario de TB destacó: “En Paraguay, estamos unidos y respondimos con la aprobación por unanimidad en el Congreso y la promulgación inmediata del Poder Ejecutivo de la LEY Nº 6781/2021, cuya implementación efectiva permitirá al Paraguay reducir drásticamente los altos índices de mortalidad y contagios, que llegan actualmente a unos 3.300 nuevos infectados y unas 300 muertes por año”.

El parlamentario señaló que la Ley garantizará la protección social de los pacientes desde un enfoque de derechos humanos, con la participación de varios Ministerios, encabezado por el Ministerio de Salud Pública y Bienestar Social. «Esta Ley es producto de la voluntad de un país, como deberían ser la mayoría de las leyes. Fue formulada, debatida, discutida con todos los sectores y estamentos, y nuestro próximo objetivo es culminar el proceso de la Reglamentación con la instalación, este mismo año de la COMISION NACIONAL DE TUBERCULOSIS, CONATB”, subrayó el Diputado Nacional.

 

Frente Parlamentario

Con más de 2.500 miembros en 150 países, el Frente Parlamentario Mundial de Tuberculosis es la mayor red parlamentaria dedicada a una enfermedad infecciosa en el mundo: la tuberculosis (TB).

En la región de las Américas, el Frente Parlamentario apoya la incidencia legislativa en los países por medio de Frentes Nacionales, y en la región, promoviendo encuentros entre sus miembros para reforzar los compromisos de mantener las Tuberculosis como prioridad en las agendas de salud.

La tuberculosis fue declarada epidemia por la OMS en 1993, y sin embargo sigue siendo objeto de una atención inadecuada y de una profunda falta de financiación. Es una de las enfermedades infecciosas que más matan en el mundo, cobrándose más de 1,5 millón de vidas cada año. La enfermedad afecta de forma desproporcionada a las poblaciones más vulnerables del mundo, especialmente las mujeres y los niños.

En la región de las Américas, el Frente Parlamentario apoya la incidencia legislativa en los países por medio de Frentes Nacionales, y en la región, promoviendo encuentros entre sus miembros para reforzar los compromisos de mantener las Tuberculosis como prioridad en las agendas de salud.

Compartir en:

Noticias